Año nuevo lunar, año del buey

El año del buey blanco

El año nuevo lunar, o seollal (설날) en coreano, se celebra el primer día del calendario lunar. La fecha va variando de un año a otro porque siempre tiene lugar en la segunda luna nueva tras el solsticio de invierno. Este año es el 12 de febrero.

Este 2021 es el año del buey blanco (신축년). El buey representa la prosperidad que se obtiene a través del esfuerzo, el trabajo y la tenacidad. Tradicionalmente se consideraba al buey como un animal que traía riquezas, con un carácter diligente y honesto. Aunque hoy en día las tradiciones no se siguen al pie de la letra, el interés en ellas sigue existiendo.

La duración del seollal suele ser de tres días, aunque las festividades pueden alargarse hasta cinco u ocho días. Este año, al igual que el anterior, las autoridades piden a la población coreana que minimicen los desplazamientos para evitar la propagación del Covid19.

Hoy en día el seollal no se celebra exactamente igual que antes, aunque se conservan muchas de las tradiciones. En la mañana del seollal la familia se viste con el hanbok (한복) o seolbim (설빔), ropa nueva que se prepara especialmente para este día. Después se lleva a cabo el charye (차례), donde presentan sus respetos y ofrecen alimentos a sus antepasados.

seollal foto
Créditos: Freepik

Una vez terminados los ritos, llega el momento de sentarse a la mesa. La comida tradicional durante el seollal es el tteokguk (떡국). Es uno de los platos imprescindibles y una de las tradiciones que más se ha mantenido a lo largo de los años. Tal es su importancia que existe la creencia de que, si no comes tteokguk, no comienzas el año nuevo.

Después de terminar la comida, se suele llevar a cabo el sebae (세배). El sebae es la ceremonia durante la cual las generaciones más jóvenes proceden a presentar sus respetos a los miembros más mayores de la familia, haciendo una reverencia formal. Los mayores, a cambio, les desean un buen año, cargado de bienes y suerte en los estudios y en el trabajo. Los más pequeños de la casa, además, reciben el sebaetdon (세뱃돈), que es la propina de año nuevo.

En los pueblos o zonas rurales lo más normal es que, una vez terminadas las formalidades, den comienzo los juegos tradicionales. El más común es el yutnori (윷놀이). Consiste en lanzar cuatro palos de madera sobre un tablero y, dependiendo de la posición, podrás avanzar en el tablero o, incluso, hacer retroceder a otros jugadores. Es un juego divertido y fácil de aprender, por lo que lo disfrutan tanto los mayores como los niños.

yutnori
Créditos: SnackFever

Esperamos que este año nuevo lunar nos traiga prosperidad y una mejora en la situación mundial que estamos viviendo. Al igual que el buey, sigamos trabajando y esforzándonos por ello.  

새해 복 많이 받으세요!

¡Feliz año nuevo!