Cuatro películas recomendadas para conocer la Historia de Corea

The Admiral: Roaring Currents

En esta película se cuenta el desarrollo de la batalla de Myeongnyang, la cual tuvo lugar en 1597. Durante el final del siglo XVI, Japón contaba con deseos expansionistas y quería invadir la Península Coreana. El protagonista es el almirante Yi Sun Shin, una figura clave en la historia de Corea del Sur. Durante su vida ganó numerosas batallas y muchos historiadores lo nombran como uno de los mejores estrategas militares de la historia. Con tan solo doce barcos, Yi se enfrentó a la armada japonesa, la cual contaba con al menos diez veces más navíos que la coreana. A pesar de la evidente desventaja, el almirante logró la victoria mediante la demostración de impecables tácticas militares. Protagonizada por Choi Min Shik (Oldboy, Lucy), The Admiral: Roaring Currents se estrenó en Corea del Sur en 2014 y es, a día de hoy, la película más taquillera del país.

Ode to my father

En Ode to my Father, conocemos a Deok Soo. Cuando era niño y estalló la Guerra de Corea, tuvo que separarse forzosamente de su padre y fue a vivir con el resto de su familia a Busan. Tras esto, tuvo que trabajar sin descanso para poder sacar adelante a sus hermanos y madre, para lo que tuvo que emigrar a Alemania e ir a Vietnam durante la guerra. La vida de Deok Soo, con sus momentos de alegría y sus muchas penas, refleja la historia de Corea y cómo los que vivían en ella fueron afectados por la división y la guerra y lo que éstos tuvieron que hacer para poder seguir con sus vidas.

Silmido

El 21 de enero de 1968, un grupo de espías norcoreanos se infiltró en la Casa Azul (palacio presidencial) e intentó asesinar al entonces presidente de Corea del Sur, Park Chung Hee. Como respuesta, el presidente ordenó crear una unidad en el ejército cuya única misión sería asesinar a Kim Il Sung, líder norcoreano. Los hombres que formaban esta unidad no eran soldados profesionales sino civiles (delincuentes, jóvenes sin empleo, etc) a los que se les prometió una gran suma de dinero si lograban su objetivo. El momento clave, tanto histórico como en la película, es el entrenamiento al que fueron sometidos. Éste fue tan duro que muchos murieron en Silmido, la isla en la que eran preparados para una misión que, debido a la mejora entre las relaciones de las dos Coreas, nunca llegó a ponerse en marcha.

May 18

Tras el asesinato del presidente Park Chung Hee en 1979, gran parte de la sociedad surcoreana revivió los prohibidos movimientos pro-democráticos para lograr que se instalase en Corea del Sur una democracia. Un colectivo muy importante y activo en estas manifestaciones era el compuesto por estudiantes y profesores universitarios, los cuales llevaban sus protestas a las principales universidades del país. Tras una manifestación pro-democracia a la que se estima acudieron alrededor de cien mil personas el 15 de mayo de 1980, el por entonces director de los Servicios de Inteligencia Coreanos y futuro presidente del país, Chun Doo Hwan, decretó la entrada en vigor inmediata de la Ley Marcial. Esto suponía el cierre de universidades y la prohibición de cualquier actividad relacionada con el activismo político. A pesar de las órdenes del gobierno, muchos estudiantes decidieron ir a la universidad de Chonnam, en Gwangju, la mañana del día 18 de mayo. Éstos se encontraron con el bloqueo de miembros del ejército y muchos de los estudiantes fueron golpeados y terminaron muriendo. Debido a esto, la ciudadanía no tardó en reaccionar y las protestas se fueron extendiendo por toda la ciudad. Durante los dos días siguientes, más ciudadanos se unieron a las protestas y más militares fueron enviados a la zona para contenerles. Las fuerzas del ejército utilizaron bayonetas, gas lacrimógeno y porras contra los civiles, los cuales robaron armas de comisarías de policía para defenderse. Aunque no hay datos exactos, se estima que en la conocida como Masacre de Gwangju murieron entre seiscientas y dos mil personas, la mayoría estudiantes y demás civiles.

Deja un comentario